MITOLOGÍA EGIPCIA: CREACIÓN DEL UNIVERSO

El artículo más leido de esta web con mucha diferencia del segundo es La Jerarquía Demoniaca, curiosamente La Jerarquía Angelical no está siquiera entre los diez primeros. Y es que la atracción por los monstruos y seres superiores es una peculiaridad que posee el hombre prácticamente desde que es hombre.

Pero la primera civilización importante de la historia que empezó a adorar a dioses monstruosos más allá de los fenómenos y elementos de la naturaleza fue la egipcia. Hay que tener en cuenta que las historias por aquel entonces corrían de una ciudad a otra contadas por los viajeros y que la misma historia en una parte y en otra del propio egipcio y en una época y otra son en ocasiones extremádamente dispares y hay innumerosas versiones. Yo voy a contar una de ellas tan sólo, la que me parece más atractiva y más estandarizada. De cualquier modo lejos de ser una tésis, daremos unas ligeras nociones introductorias al fascinante mundo de los dioses egipcios. Adjunto una lista con el nombre de todos para su mejor comprensión. Pulsa aquí. Empecemos.



LA CREACIÓN DEL UNIVERSO SEGÚN LA MITOLOGÍA EGIPCIA

En el origen no existía nada, sólo un inmenso caos en forma de océano de aguas primigenias revueltas, y absolutamente oscuras llamado Nun, que al no haberse creado el universo aun, tampoco podía considerarse existencia ni tenía conciencia de ella.

De él surge espontáneamente un pensamiento consciente o demiurgo, que es la entidad impulsora del universo y le comunica al Nun que existe. En ése preciso instante, con el origen de la primera palabra surge una colina del océano primigenio (Heliópolis) y en lo alto procedente de un huevo nace una serpiente y se crea a si mismo como padre de todos los dioses, Atum. Con el primer sonido que emitió en forma de ave, nació el tiempo, y voló en todas las direcciones a la vez y puso orden en el caos. Evolucionó a un estado superior llamado Ra el Dios Sol, pasando Atum y Horajti a formar parte de los estado de Ra, amanecer y anochecer.

Al sentirse sólo se masturbó con su propia sombra, y de su semilla y saliva emergieron Shu (dios del aire) y Tefnut (diosa de la humedad). Asi una vez creados la primera pareja de diferente sexo, enjendraron a Gueb que emergió convirtiéndose en la tierra y a su mujer Nut que personalizó el cielo.

Ra sentía envidia de Nut y Gueb porque estaban juntos y los mandó tenerlos separados. Shu y Gueb debían sostenerla en alto arqueada, formando así el firmamento. En el espacio que quedó entre ellos se podía desarrollar la vida, lo que llamaríamos atmósfera y en la que Tefnut dejaría caer la lluvia.

Gueb y Nut pidieron a Ra que les dejara estar juntos al menos 5 días al año retándolo en una apuesta que ganaron. De ahí a los 360 días (grados de la esfera celeste). Ra añadió 5 más al año en el que pudieron estar juntos y en los cuales nacieron 5 hijos, a uno por día: Osiris, Haroeris, Seth, Isis y Neftis.

Posteriormente Ra empezó a nombrar todas las cosas que se iban creando a medida que pronunciaba sus nombres: plantas, animales, humanos a los que creó a su imagen y semejanza,...


Una vez hubo creado el mundo, Ra se materializó hombre y se proclamó faraón, gobernando egipto durante años. Cuando comenzó a envejecer, los humanos le fueron perdiendo el respeto. Cada vez más viejo, su hija Isis lo siguió a hurtadillas, cuando la baba cayó de su boca a la tierra, formando barro, Isis modeló con él una serpiente a la que azuzaría a Ra. Una vez le hubo picado la serpiente, Ra comenzó a enfermar y a morir. Isis le insistió en que le dijera su verdadero nombre, con el que se podía tener poder supremo, y Ra así lo hizo, pero haciendo jurar a Isis que jamás lo revelaría, salvo a su próximo hijo Horus, el cual no deberia revelarlo a nadie jamás. Así Ra, se salvó de la muerte, pero no gobernó más entre los humanos.

Osiris junto con su esposa Isis gobernaron entonces la tierra, enseñando a los hombres las ciencias y la adoración a los dioses. Pero Seth celosa, asesinó a Osiris y lo descuartizó en 14 pedazos que distribuyó por todo Egipto. Isis consiguió recuperar todos los trozos excepto el pene. Pero con ayuda de Anubis embalsamó el cuerpo de Osiris, en lo que sería la primera momia de la historia de Egipto, y con potentes hechizos lo resucitó, convirtiéndose Odiris en dios del inframundo.

Isis con ayuda del dios Thot, cojió parte de la luz que se reflejaba de Ra en la Luna y la usó para hacer un hechizo con el cual pudo engendrar un hijo del castrado Osiris, Horus.

En próximos artículos ampliaremos los conocimientos sobre los dioses egipcios.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...